Se trata de un nombre conveniente (o etiqueta) que se otorga a una información que de otra manera sería incómodo para referirse directamente. Por lo general, dicha información es una dirección IP (que es de 4 números entre 0 y 255, por ejemplo, 192.168.12.255).